sábado, 30 de abril de 2016

En la órbita de la esperanza. 300



Palabras a la rubia tonta de la que hablan los machistas 

La perspicacia no es para los asnos, 
un hombre inteligente deduce 
sus conocimientos de sus observaciones 
pero la inteligencia arruinada 
se guía por el prejuicio, 
para el hombre prepotente, tú eres 
una exquisitez de la que servirse, 
si te das gratis, te tiene por tonta 
porque gustándole tanto a él, 
no sabes sacarle todo el beneficio material 
pero si te das a cambio de un interés, 
eres una cualquiera 
y no tienes valor ni como ser humano 
y si no te quieres dar, vuelves a ser una tonta 
porque el recato sexual ya no es 
batalla de nuestro tiempo y solo las monjas 
se niegan a dar su cuerpo a cualquiera, 
eres tonta a su juicio 
hagas lo que hagas 
y él está en su derecho 
de explotarte y usarte 
y después, dejarte porque como eres tonta, 
no eres digna de que te respete porque el prepotente 
no respeta a todo el mundo como el hombre de bien 
sino solo al que su cobardía teme, 
eres tonta para esos jumentos sin orgullo 
sedientos de vanagloria que harían 
cualquier cosa por una limosna de dignidad, 
la tuya te la roban 
por toda la que a ellos les falta 
pero lo cierto es que solo aumentan 
el nivel de su propio desdoro hundidos 
en su cenagal de traiciones. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario