martes, 31 de marzo de 2015

Jardín conmovedor. 41

Quieren que no deje hablar
al corazón que me palpita,
quieren humillar mi aliento,
negarme el vivo ser,
quieren que me olvide de mi sangre,
de la llama que me quema,
quieren que me silencie,
que mutile mi voz,
que me sumerja en la nada,
que no sea nadie
porque me necesitan
para la conspiración del sufrimiento
y yo no he de obedecer,
resquebrajaré el firmamento
con el clamor de mi emoción,
las palabras salen
sin freno de mi boca,
el amor rebosa en mi corazón,
mis entrañas viven,
el alma quiere
desbordarse en sílabas,
no he de callarme, te diré
lo que mi pecho está sintiendo
con las palabras más desnudas
sin que me importe nada
este muro de hipocresía:
te quiero, amor mío,
con toda el alma
hasta la misma raíz. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario