domingo, 29 de marzo de 2015

Jardín conmovedor. 36

Sencilla y tierna 
como las flores del campo, 
solemne y profunda 
como el cielo de la noche, 
alegre y divertida 
como un feliz pajarito, 
valerosa y libre 
como una ráfaga de viento, 
así eres, 
tan fascinante y sublime, 
tan insólita y gozosa 
que mi corazón desborda 
como si alojara el océano. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario