miércoles, 31 de diciembre de 2014

Estante luminoso. XIV

A Luisa Furtado 

Mi corazón ha encontrado 
la humillación con frecuencia, 
vestida de inteligencia 
o del acto más honrado, 
la afrenta han disimulado, 
querían que pareciera 
cual caricia placentera, 
cual encumbrada bondad 
siendo la fea maldad 
de un alma muy cicatera. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario